jueves, abril 17, 2008

GOYA ¿historietista?




Francisco de Goya y Lucientes naciò en España el 30 de marzo de 1746 y falleciò en Francia el 15 de abril de 1828.

Cuando pintò las siguientes escenas tenìa 60 años cumplidos.





Estas imàgenes en serie comùnmente iban acompañadas por rimas alusivas al suceso, y reciben el nombre de aleluyas.







Los seis cuadritos que componen la serie sobre el bandido Maragato fueron realizados por Goya en 1806. Consisten en òleos pintados sobre tablas de 29,2 por 38,5 centìmetros cada uno.
Relatan la captura de un peligroso criminal fugitivo
, Pedro Piñero, apodado Maragato, por el fraile limosnero Pedro de Zaldivia en 10 de junio de 1806.



Ubicados los cuadritos en el orden correspondiente se observa una secuencia netamente historietìstica, que tambièn podrìan ser fotogramas cinematogràficos.

2 comentarios:

anguloagudus dijo...

Estoy seguro que como éste magnífico y oportuno ejemplo que nos ofreces tiene que haber muchos otros insuficientemente estudiados.

A veces la cultura anglosajona nos sobrepasa no por lo realizado en el pasado, sino por como lo estudian y dan a conocer desde el presente.

Incluso son ellos los que llegan a estudiar en profundidad nuestro pasado. Hace poco estuve viendo las Cantigas de Alfonso X el Sabio, propuestas en una web de habla inglesa como uno de los mas claros antecedentes históricos de la historieta.

Rotebor dijo...

Hola, Agudus:
De las Cantigas no he visto nunca los manuscritos; y sòlo tengo un concepto muy superficial del tema: mùsica con flautas y tamboriles, de los años 1200; y Alfonso El Sabio, promotor del idioma castellano.

Pienso que el deseo de contar historias con imàgenes surge antes que la palabra escrita: aquellas pinturas rupestres con cazadores, shamanes, animales en movimiento, quizà no son otra cosa que relatos contados con imàgenes.

A lo largo del tiempo y con la incorporaciòn de nuevas ideas, se ha ido pasando de imàgenes solitarias, a secuencias, al agregado de textos fuera y dentro del dibujo y a las tècnicas de difusiòn masiva y mundial.
El tema da para muchìsimo màs, pero excede mi modesta capacidad.

De todas maneras, para quienes aman el arte de dibujar y pintar, ¡què mejor que tener a Francisco de Goya, justamente, como muestra de ilustraciòn secuencial y anecdòtica!

Un cordial saludo y gracias por tu atenta visita.